Literatos

7.11.10



Se propuso matarse a escribir y murió en el intento.



8 apostillas:

Vloj dijo...

es casi una paradoja... le doy vueltas a la frase como si de un haiku se tratase... me tiene hipnotizado1 un abrazo!

PazzaP dijo...

A eso se llama ser literalmente consecuente.

Juan Poz dijo...

Luego no fue intento...

Joselu dijo...

¡Qué destino más admirable! Es como morir actuando o haciendo el amor o viajando o bajando un barranco. Con la muerte en los zapatos. ¡Yo quiero! Y no morir en un asilo o de asco.

Woman on line dijo...

Exacto Poz, lo consiguió. En este caso el suicidio no fue un acto fallido.

Woman on line dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Irene Vilches dijo...

Dixit...

Maria Coca dijo...

Y fue un romántico mientras soñó que moría como soñaba...

Besoss