Veracidades

6.7.09



El filósofo Peter Sloterdijk señala que «en una cultura en la que se miente regularmente, no se pretende saber sólo la verdad sino también la verdad desnuda (...) En cierto modo, ‘dominar’ y ‘mentir’ son sinónimos. La verdad del dominador y la verdad del criado tienen formulaciones distintas». El problema es que nadie parece darse por enterado a tenor de la práctica diaria de este ejercicio.

4 apostillas:

Juan Poz dijo...

Le quitas una d a la verdad y resulta un acrónimo de Vader, sí, el galáctico... O sea, que la verdad es una fuerza bien oscura. Exótica y poco exotérica, como tú bien dices.
La verdad apenas, en nuestros días, es sino un señuelo para ingenuos, bocadillo de demagogia y papel de fumar para pulquérimos.

mali dijo...

La verdad sólo es un punto de vista....

Sonia. dijo...

a ese filosofo hay que ponerle un monumento en la plaza mayor de todas as ciudades del mundo.

BARBANEGRA dijo...

Mentir es una forma cultural de vida. Dudo mucho que fuera posible cultura alguna sin mentiras sancionadas; y la paráfrasis "verdad desnuda" me parece ridícula como la execrable "cerveza sin alcohol".