El sastre

18.3.12




Confeccionó un traje a medida de sus palabras que luego fue pronunciando hasta dejarla desnuda.





15-M Las prioridades de toda sociedad avanzada han de ser la igualdad, el progreso, la solidaridad, el libre acceso a la cultura, la sostenibilidad ecológica y el desarrollo, el bienestar y la felicidad de las personas»

«Quien se dedica a mirarlo todo no ve nada o ve mal; y a menudo interrumpe y contradice a quien habla y ha observado correctamente» Diderot

3 apostillas:

h.j. dijo...

Encantador, desnudar a alguien con palabras

María dijo...

Si es por la cantidad de palabras que pronuncia la persona a la que el sastre debe confeccionarle el traje, me temo que en mi caso tardaría una eternidad en confeccionármelo, así que me temo que no le quedaría tiempo para desnudarme:-)



Un besito

PD
Gracias, he recibido tus galletas, pero no sé cómo comérmelas allí... no importa, aunque sea así, a salto de mata, siempre vuelvo a aparecer aquí, como el Guadiana :-)



Feliz tarde de domingo FRANCISCO.

Míkel F. Deltoya dijo...

Nada como ser el mismo sastre que da la ropa y que la quita.

Saludos Francisco, te mando un fortísimo abrazo.